Mantas con resistencia balística para niños

Una empresa de Oklahoma, Protecht, ha creado una manta, llamada ‘El Guardaespaldas’, dirigida a escolares que protege de balas de 9 milímetros.

Cada unidad vale 1.000 dólares y está hecho del mismo material que utiliza el ejército y las fuerzas de seguridad para protegerse de disparos.

Sandy Hook, Columbine o el caso más reciente en Santa Mónica. Masacres y nombres que resuenan entre todos los estudiantes y padres de Estados Unidos.

Y que, cada vez que ocurren, provocan un debate nacional sobre la tenencia de armas. Pero ante la dificultad para imponer mayores restricciones en la tenencia de pistolas, algunas empresas han buscado sus propias soluciones.

Ante los ataques con armas en colegios, una empresa, Protecht, ha decidido sacarle filón al asunto. ‘El guardaespaldas’ es un producto creado por una empresa de Oklahoma, Estados Unidos, destinada a proteger a niños de posibles ataques con armas. De un color naranja brillante, la manta está especialmente dirigida a escolares, aunque también está disponible para adultos, y tiene un valor de 1.000 dólares.

Una empresa americana promociona mantas anti-bala para niños

Una empresa americana promociona mantas anti-bala para niños

En la web de la empresa se puede leer: “Son las 9 a.m. ¿Quién podría imaginar que una mañana tranquila de primavera sus vidas podrían cambiar para siempre?”, y en varios de los vídeos promocionales se puede ver a filas de niños agachados, cubiertos con la estructura de defensa ante un hipotético “ataque de un pistolero enloquecido”. La compañía tiene como objetivo convertir el producto en un elemento básico en todos los colegios estadounidenses.

No es la primera vez que una empresa crea productos dirigidos a niños. Uno de los productos que más demanda tiene son las mochilas infantiles blindadas, que pueden llegar a costar unos 400 dólares.

Están diseñadas con un material capaz de detener las balas de las pistolas, pero no las de un fusil como el usado por Lanza en el tiroteo en la escuela Sandy Hook de Newtown (Connecticut).

Legisladores de varios estados de EE.UU. están planteando medidas para que los profesores y otros trabajadores de los colegios puedan portar armas para proteger a los alumnos.

Fuente: La Información


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *